Archivo de la etiqueta: Pandemia

Ratifican denuncia: Colombia y Brasil usan la pandemia como arma política contra Venezuela, país que registra 882 contagios. Maduro entrega a la FANB la vigilancia sanitaria fronteriza


Venezuela reportó este 21 de mayo 58 casos nuevos de COVID-19 lo cual eleva la cifra de contagios totales a 882.

COVID 21 MAY RESUMEN

La Vicepresidenta Delcy Rodríguez informó que de los registros en las últimas 24 horas seis corresponden a contagios comunitarios, 16 son por contacto con viajeros y 36 importados.

El país se enfrenta a un riesgo mayor desde que el presidente Nicolás Maduro gestionó el regreso de miles de migrantes venezolanos que se encontraban en precaria situación en diferentes países de la región, especialmente Colombia, Brasil, Perú y Ecuador.

Además, hoy se ratificó la denuncia de que Brasil y Colombia estarían utilizando la pandemia como un arma política para contaminar a Venezuela, al determinar que están ingresando personas de forma ilegal por las “trochas”. Se habla incluso de que la gente paga hasta 200 dólares para entrar a Venezuela violando el cerco sanitario, sin las pruebas del COVID-19 y sin hacer cuarentena.

Venezolanos pagan por entrar sin hacerse pruebas

Nunca faltan los “vivos”. Encima de que te permiten regresar y el gobierno venezolano te cubre el viaje, hay gente que paga para pasar “liso” sin cuarentena ni pruebas rápidas. Una actitud irresponsable y hasta suicida…

Por diferentes vías se nos ha informado que también las personas “por ir y venir en un día” cancelan 100 dólares (50 de ida y 50 de vuelta)  para hacer compras en Cúcuta. Una fuente de la frontera nos reveló que “de Venezuela para Colombia solo piden una constancia sanitaria y de allá para acá la Guardia Nacional te recibe con una prueba rápida y si te detectan el virus de una vez te internan por cuatro días”. La banda conocida como Los Rastrojos, ha abierto nuevas trochas en la frontera colombo-venezolana donde ya desde hace años, se tenían ubicados más de 200 caminos ilegales. Colombia ha abandonado los pasos fronterizos o al menos no tiene una vigilancia adecuada y también mucha gente irresponsable, venezolanos y venezolanas, intentan entrar al país sin las medidas sanitarias. Eso no lo van a seguir permitiendo.

El presidente Maduro cambió el esquema de recibimiento e incrementó el tiempo de cuarentena de cinco a 15 días en la frontera “sin excepción” para que la persona pueda continuar viaje hacia su región de origen. Además ordenó toque de queda en varios municipios fronterizos en un esfuerzo por fortalecer el cerco sanitario en los pasos fronterizos de Colombia y Brasil, dos países desbordados por la pandemia.

El mandatario nacional se reunió este jueves con el Alto Mando Militar y le entregó la responsabilidad del cerco sanitario en la frontera expresando de manera enérgica que no permitiría que Venezuela se contamine más por descuidar esos ingresos.

En el siguiente cuadro se observa el movimiento migratorio generado por la pandemia en Venezuela

COVID VENEZOLANOS

Por su parte, la vicepresidenta  Delcy Rodríguez destacó que aún las estadísticas de contagios comunitarios se mantienen bajas pero alertó cobre el hecho de que se detectó un caso en la parroquia Coche de Caracas, un joven de 23 años.

“Luego tenemos 16 casos de contacto con viajeros internacionales, todos
relacionados con el personal de atención de seguridad, de salud, que están
en el cerco epidemiológico de la frontera con Brasil, atendiendo a los migrantes
venezolanos que están regresando al país”, dijo la funcionaria.

Se trata de un foco de la policía del estado Bolívar, que ya ha sido aislado y confinado. Los afectados estaban en el puesto de atención social integral de Santa Elena de Uairén. Son 14 policías de distintas edades y sexo y dos médicos del personal de salud.

También se registró en las últimas 24 horas 36 casos importados: 14
provenientes de Colombia, 11 de Brasil y 11 de Ecuador.

COVID VZLA 21 MAY

El 29,7% de los pacientes se ha recuperado, es decir un total de 262 y 610 de los casos están activos: 284 ingresados en el sistema público de salud; 310 en Centros de Diagnóstico Integral y 16 en clínicas privadas. Se mantiene en 10 la cifra de fallecidos.

En la actualidad hay dos personas con insuficiencia respiratoria aguda grave, recluidas en terapia intensiva.

El día de hoy Venezuela ha realizado 697 mil 691 pruebas, eso significa 23 mil
256 pruebas por millón de habitantes, concluyó la Vicepresidenta.

¿De dónde vienen los contagiados? El mayor número es de Colombia…

COVID 21 MAY PAIS

Distribución de los casos por Estados (la pandemia está en toda Venezuela)

IMG-20200521-WA0084

Abril 11/2020: Venezuela no registra nuevos contagios de COVID-19. Se mantiene en 175 la cifra y aumentan las personas recuperadas


En su reporte de este sábado 11 de abril de 2020, el ministro de Comunicación, Jorge Rodríguez, aseguró que en las últimas 24 horas no se han registrado más contagios de COVID-19 en Venezuela y que por primera vez es mayor la cifra de pacientes recuperados, tal como lo refleja el cuadro anexo.

gloria

Rodríguez explicó que los pacientes recuperados no presentan síntomas de la enfermedad (ni fiebre, ni tos seca ni dificultades respiratorias) y, además, la prueba PCR ha salido negativa por lo cual se establece que la persona ha sido curada.

En Venezuela se vienen realizando pruebas diagnósticas en una relación de 5 mil 764 por millón de habitantes, lo cual la ubica a la cabeza de esta categoría en América Latina. Hasta ahora se han hecho más de 180 mil pruebas diagnósticas.

Han sido visitadas 134 mil 380 personas que respondieron el censo de salud en la plataforma Patria, y que presentaban síntomas compatibles con el virus u otras enfermedades. A todos se les está haciendo las pruebas rápidas y las PCR que certifica el Instituto Nacional de Higiene de Venezuela.

pruebas

La cuarentena debe continuar, según el funcionario, así como el uso del tapabocas, el lavado frecuente de manos y la distancia social.

En este sentido anunció que con relación a la culminación del año escolar, la encuesta realizada mediante el sistema Patria arroja que más del 90 por ciento está de acuerdo en concluir la formación en la casa.

 

Venezuela registra cuatro nuevos casos de C-19 y la cifra de contagios se ubica en 175 de los cuales hay 84 recuperados


Hoy Viernes Santo, un sofocante calor y calles muy poco transitadas, dan cuenta de la situación que se vive en Caracas por la pandemia del COVID-19, además de las tristes noticias que nos llegan de otras latitudes como las fosas comunes para dar sepultura a los miles de cadáveres en Nueva York que no han sido reclamados y que en su mayoría son migrantes o gente sin acceso al sistema de salud de ese país. La pandemia está dando una lección al neoliberalismo, pues la buena o mala gestión de esta crisis sanitaria, como ya hemos dicho, depende de los Estados, de los Presidentes, de los sistemas que se hayan desarrollado para atender al ser humano, dejando a un lado, por el momento, la situación económica.

En plena Semana Santa, el mundo católico conmemora hoy la crucifixión y muerte de Jesús de Nazaret y, paradójicamente, se registran ya más de 100 mil decesos y una espeluznante cifra que se acerca a los dos millones de contagios…Apenas 16 países se han librado de los estragos del virus pero 185 naciones, luchan desesperadamente contra un virus que, según las últimas informaciones, provenientes de Corea del Sur, está reapareciendo en personas que ya se habían recuperado. Una situación que mantiene en vilo a la ciencia, a los epidemiólogos y al, sistema de salud en general.

La pandemia en el mundo

Mapa interactivo de la Universidad Johns Hopkins

En Venezuela, la vicepresidenta ejecutiva Delcy Rodríguez, reportó cuatro casos para el 10 de abril, sin nuevos decesos y la alentadora cifra de 84 personas recuperadas.

10 de abril (1)

La funcionaria oficial dio detalles sobre los nuevos pacientes. Se trata de dos personas en el estado Aragua, uno en Táchira y otro en Caracas con los cuales se eleva a 175 los contagios totales.

En Aragua, una mujer de 37 años de edad, que estuvo en contacto con un paciente fallecido, uno de los primeros decesos en Venezuela, el segundo para ser más precisos, el trabajador de la industria textil, de 47 años que presentó también enfermedades respiratorias de base.

El segundo caso es otra dama, de 27 años, trabajadora de la gobernación de Aragua, con 31 semanas de embarazo; estuvo en Colombia e ingresó a Venezuela el 15 de marzo, está hospitalizada;

El tercer caso es en Táchira, un hombre de 34 años que viajó a República Dominicana, e ingresó a Venezuela el 25 de marzo. La gobernadora de Táchira, Laidy Gómez, confirmó la información y agregó que esta persona retornó por Maiquetía. Está recluido en el CDI de Táriba y su condición es estable. Ya suman tres los casos en esa región andina.

El cuarto caso es una joven chef de 27 años, trabajadora de un restaurant de Caracas, está bajo estudio porque no se ha determinado de dónde es el contagio, se presume que es comunitario.

Rodríguez dijo que la cuarentena en Venezuela está dando resultados positivos y no dio información de hasta cuándo se mantendrá esta medida.

Es de suponer que aún quedan muchos días pues el gobierno diseñó un esquema de educación a distancia denominado “Cada familia una escuela”, con apoyo de la tecnología.

Venezuela continúa recibiendo cooperación de China, aunque esto no haga muy feliz al presidente de EEUU, Donald Trump, pero también el país suramericano presta colaboración a naciones caribeñas, donando pruebas rápidas y PCR del COVID-19 a San Vicente y Las Granadinas, Antígua y Barbuda, Dominica y Granada.

 

Se reportan dos nuevos fallecimientos en Venezuela por COVID-19 elevando esta cifra a nueve


El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, dio el reporte diario de las últimas 24 horas sobre el coronavirus en el país. Se registran dos nuevos fallecimientos, un hombre de 58 años, de El Cafetal, estado Miranda, empresario que comenzó con síntomas el 10 de marzo. Había llegado de España y empezó con tos seca, fiebre, malestar general el 24 de marzo fue hospitalizado en una clínica privada de Caracas luego presentó neumonía, pasó a la UCI donde se le hizo la intubación y ventilación y lamentablemente esta tarde falleció.

El otro fallecimiento es un hombre de 63 años, del estado Lara, viajó a Estados Unidos, Panamá y Colombia, ingresó a Venezuela desde Colombia. Estuvo en un CDI de San Jacinto, donde ingresó con infección respiratoria, tenía diábetes, el 20 de marzo dio positivo al COVID-19. El 26 de marzo fue ingresado a la UCI y lamentablemente murió.

Se reporta un nuevo caso de COVID, un joven de 27 años, de los Valles del Tuy, licenciado en enfermería y trabajador de un centro privado. Un hermano suyo dio positivo también y fue trasladado a un Centro Diagnóstico Integral (CDI) de Cartanal en Santa Teresa del Tuy, ambos están recibiendo tratamiento y la evolución de ambos es satisfactoria.

Venezuela llega, entonces a 167 casos de Covid-19.

Maduro exhortó a los pacientes que están en aislamiento domiciliario que se vayan al hospital. Dijo que hay 16 personas que se niegan a hospitalizarse.

Hasta esta tarde se han hecho más de 112 mil pruebas diagnósticas en Venezuela, mediante el esquema casa por casa y la meta es llegar al millón.

 

covin 8 abril

Alocución presidencial

Maduro agradeció al Presidente ruso Vladimir Putin por las pruebas PCR que llegaron este martes a Venezuela. Se recibió también ayuda de la UNICEF y de la Organización Panamericana de la Salud. Destacó que Venezuela ha recibido el respaldo también de China y Cuba.

El mandatario venezolano dio apoyo al director de la OMS, doctor Tedros Adhanom Ghebreyesus, ante la amenaza de que fue objeto por parte del presidente de EEUU, Donald Trump.

La respuesta del director de la OMS no se hizo esperar

Vea aquí la alocución completa del presidente Nicolás Maduro

Frontera: Venezuela se prepara para recibir a 15 mil connacionales que regresan de Colombia víctimas de xenofobia, odio y maltrato


Colombia recibió en 2019 31,5 millones de dólares como apoyo a sus esfuerzos para atender a los migrantes de Venezuela y dar respaldo a las comunidades de acogida, según afirmó el Banco Mundial, cuyas cifras dan cuenta de queen los últimos años unos 3,7 millones de personas han abandonado Venezuela y de éstas 1,2 millones viven en Colombia.

Y la pregunta es: ¿dónde está ese dinero? La confabulación política opositora, apalancada por EEUU contra el gobierno de Nicolás Maduro y contra Venezuela, ha dado dividendos a todos menos a los más vulnerables. A los que se fueron creyendo en un paraíso, aquellos que vendieron sus pertenencias, dejaron a sus familias, para ir a parar, en la mayoría de los casos, a vender baratijas y chucherías en las calles de países extraños. Esos ahora deben regresar y empezar de cero…

La crisis sanitaria generada por el coronavirus y las medidas de protección social del gobierno colombiano, especialmente la cuarentena (que el presidente colombiano,Iván Duque, llama “aislamiento inteligente”) ha precipitado el regreso de muchos que también fueron víctimas de la manipulación política y de la propaganda engañosa de la oposición, y llegan ahora por miles huyendo no solo de la pandemia sino del maltrato, la xenofobia y el odio social. El siguiente reporte es elocuente:

 

Medidas de recibimiento en Venezuela
Y Venezuela, como una madre noble y buena, recibe de nuevo a sus hijos.

El protectorado del estado Táchira, a cargo de Freddy Bernal emitió el siguiente comunicado con las medidas que está tomando el país para recibir a los repatriados. Algunos ya han salido criticando el protocolo de las autoridades nacionales, siempre hay un canal de TV que hace su trabajo de propaganda para la oposición.
En el marco de la Operacion “Escudo Bolivariano Salud Segura 2020” se efectúa un encuentro de la ZODI TÁCHIRA, representantes del Protectorado de la región y el buró político del PSUV, con la finalidad de afinar detalles sobre el “Plan de alojamiento y/o tránsito y recibimiento de viajeros que ingresan por la Frontera Colombo Venezolana en el municipio Bolivar, Pedro María Ureña y García de Hevia, así como también en planificación para el aislamiento y distanciamiento social obligatorio en previsión al COVID-19”

Es importante señalar que este plan tendrá una temporalidad de 3 meses en una primera fase pero se hace necesario reponer inventario de elementos consumibles cada 15 días.

En primera fase este plan está ideado para atender 15 mil personas en la semana 1, quedando sujeto a ser redefinido en virtud del incremento progresivo de connacionales que ingresen por nuestras fronteras.

El alojamiento y clasificación de los Viajeros se dispondrá de la siguiente manera:

✔️ Viajeros “Sintomáticos Positivos”  Serán referidos a los Hospitales Centinelas ( HCSC/ IVSS ).

✔️ Viajeros “Asintomáticos Positivos” se aislarán en los Hoteles de San Antonio.

✔️ Viajeros “Negativos a la prueba corta” serán alojados para su aislamiento en el resto de Escuelas, Gimnasios, Hoteles e Instalaciones dispuestas para la Contingencia.

En previsión al plan de alojamiento, tránsito, despistaje y disposición de Viajeros en diferentes estatus se dispone:

✔️ Comisión Coordinadora: Organización, supervisión, Control y Seguimiento de las Comisiones. Responsables: Freddy Bernal, G/D Ángel Moronta, Lcdo Silfredo Zambrano y Nellyver Lugo.

✔️ Comisión medica: visión médico/epidemiologíca del grupo de Viajeros recibido diariamente, verificar criterios epidemiológicos, personal médico necesario.
*Responsables:* Cnel. Amelia Fressel y Lcdo. Rodolfo Suarez

✔️ Comisión Logistica: responsable de la determinación del espacio de traslado y adecuación de el espacio, cuidar la salubridad, parte sobre la necesidad de Colchonetas, lencería, Bioseguridad, material descartable.
Responsables: William Parada y Zoraida Parra.

✔️ Comisión de Alimentación: menu, tablas, insumos, adecuación de la comida según el personal a atender, sitio de elaboración, almacenaje y distribución.
Responsables: Charly Rojas, José Bermudes, Carlos Trompiz y Franklin Duarte.

✔️ Gabinete de Transporte: unidades para el traslado del personal emplazado en despistaje, atención, cuidado y resguardo de los Viajeros.
Responsables: José Rosales Aleta.

✔️ Comisión de Seguridad: Chequeo y captahuellas, orden interno, seguridad y resguardo del viajero y espacios de alojamiento.
Responsable: G/B Juan Sulbaran y C/G Wilman Rivera.. G/ B Aguilar Comandante Milicia Táchira

✔️ Comisión Social: recreación y normas, defensoría y convivencia, subcomisión de registro y sistematización.
Responsable: Olga Diaz, Jessica Moreno, y Yepfri Arguello.

✔️ Comisión de alojamiento: disposición y búsqueda de los espacios de aislamiento.
Responsables: Fander Martinez y Luis Mora.

✔️ Comisión Político-operativa: recibimiento y clasificación de Viajeros, control y seguimiento, determinación de padrinos.
Responsable: Jonathan García y Rafael Belisario. Buró Político.

✔️ Gabinete de Comunicación: difusión de normas de convivencia, plan de traslado y medidas de Bioseguridad.
Responsable: Yepfri Arguello.

Espacios previstos para alojamiento masivo:

1. Escuela República de Cuba: 400 Personas (Mcpio. Bolivar) *Contingencia 1*
2. Escuela Palotal: 300 Personas (Mcpio. Bolivar) *Contingencia 1*
3. Liceo Manuel Diaz Rodríguez 400 Personas (Mcpio. Bolivar)
4. Escuela Tienditas: 300 Personas (Mcpio. Pedro María Ureña) *Contingencia 1*
5. Escuela Técnica de Ureña: 300 Personas (Mcpio. Pedro María Ureña) *Contingencia 1*
Previstos para Inspeccionar y adecuar (Contingencia 2 en adelante)
1. Escuela Bustamante (La Ermita – San Cristóbal).
2. Escuela Carlos Rangel Lamus (Barrio San Carlos – San Cristóbal)
3. Gimnasio Arminio Gutiérrez Castro (Av. 19 de Abril – San Cristóbal).
4. Gimnasio Balón mano (Pueblo Nuevo – San Cristóbal).
5. Gimnasio Pesas (Pueblo Nuevo – San Cristóbal).
6. Gimnasio de Gimnasia (Pueblo Nuevo – San Cristóbal).
7. Hotel El Tamá (Av. España – San Cristóbal)
8. Pabellones Colombia y Vzla (Pueblo Nuevo – San Cristóbal).
9. Casa abrigo (40 Personas) mujeres y niños.

*Se requiere para la adecuación de los espacios de pernocta y alojamiento de Viajeros y personal emplazado previstos en la primera semana de contingencia:*

✔️ Máquina validadora de pruebas

✔️ Respiradores.

✔️ Tubo Endotraqueal.

✔️ Virocult (3.000 – 5.000 und)

✔️ Material descartable (Trajes especiales 2.000und)

✔️ Laboratorio general.

✔️ Colchonetas (15.000 aprox.).

✔️ pruebas rápidas 150.000

✔️ 60 Megafonos

✔️ 60 cornetas con micrófono

✔️ equipo técnico

✔️ Lencería (Sábanas, fundas, almohadas, cobijas y/o cobertores).

✔️ Alimentos para 10.000 comidas diarias Aprox.

Al Sur de la cuarentena


Por Boaventura de Sousa Santos*

Cualquier cuarentena es siempre discriminatoria, más difícil para unos grupos sociales que para otros. Es imposible para un amplio grupo de cuidadores cuya misión es hacer posible la cuarentena al conjunto de la población. En este texto, sin embargo, atiendo a otros grupos para los que la cuarentena es particularmente difícil. Son los grupos que tienen en común una vulnerabilidad especial que precede a la cuarentena y se agrava con ella. Esos grupos conforman lo que llamo el Sur. En mi concepción, el Sur no designa un espacio geográfico. Designa un espacio-tiempo político, social y cultural. Es la metáfora del sufrimiento humano injusto causado por la explotación capitalista, por la discriminación racial y por la discriminación sexual. Me propongo analizar la cuarentena desde la perspectiva de quienes más han sufrido debido a estas formas de dominación. En su conjunto, estos colectivos sociales constituyen la mayoría de la población mundial. Selecciono unos pocos.

Las mujeres. La cuarentena será particularmente difícil para las mujeres y, en algunos casos, incluso puede ser peligrosa. Las mujeres son consideradas “las cuidadoras del mundo”, predominan en el ámbito de la prestación de cuidados dentro y fuera de las familias. Predominan en profesiones como la enfermería o la asistencia social, en la primera línea de batalla de la prestación de cuidados a enfermos y ancianos dentro y fuera de las instituciones. No pueden defenderse en cuarentena para garantizar la cuarentena de los demás. También son ellas las que siguen estando a cargo, exclusiva o mayoritariamente, del cuidado de las familias. Puestas en cuarentena, uno podría imaginar que, con más brazos disponibles en casa, las tareas podrían estar más distribuidas. Sospecho que no será así frente al machismo que impera y tal vez se refuerce en momentos de crisis y de confinamiento familiar. Con los niños y otros miembros de la familia en casa durante las veinticuatro horas, el estrés será mayor y sin duda recaerá más sobre las mujeres. El aumento del número de divorcios en algunas ciudades chinas durante la cuarentena puede ser un indicador de lo que acabo de decir.

Por otro lado, es bien sabido que la violencia contra las mujeres tiende a aumentar en tiempos de guerra y de crisis (y ha ido en aumento ahora). Una buena parte de esta violencia se produce en el espacio doméstico. El confinamiento de las familias en espacios pequeños y sin salida puede ofrecer más oportunidades para el ejercicio de la violencia contra las mujeres. Basándose en información del Ministerio del Interior, el periódico francés Le Figaro informaba el 26 de marzo de que la violencia conyugal había aumentado un 36% la semana anterior en París. El Ministro de Policía de Sudáfrica, Bheki Cele, informó el 2 de abril que en la primera semana de cuarentena se registraron 87.000 denuncias por violencia de género.

Los trabajadores precarios e informales, llamados autónomos. Después de cuarenta años de ataques a los derechos de los trabajadores en todo el mundo por parte de las políticas neoliberales, este grupo de trabajadores es globalmente predominante, aunque las diferencias de un país a otro son muy significativas. ¿Qué significa la cuarentena para estos trabajadores, que tienden a ser los más rápidamente despedidos cada vez que hay una crisis económica? El sector servicios, en el que abundan, será una de las áreas más perjudicadas por la cuarentena. El 23 de marzo, la India declaró la cuarentena durante tres semanas, afectando a 1.300 millones de habitantes. Teniendo en cuenta que en la India entre el 65% y el 70% de los trabajadores pertenecen a la economía informal, se estima que 300 millones de indios se quedarán sin ingresos. En América Latina, alrededor del 50% de los trabajadores se emplean en el sector informal. En África, por ejemplo en Kenia o Mozambique, debido a los programas de ajuste estructural de los años 1980-90, la mayoría de los trabajadores son informales. La indicación de la OMS de trabajar en casa y en aislamiento es impracticable, pues obliga a los trabajadores a elegir entre ganarse el pan diario o quedarse en casa y pasar hambre. Las recomendaciones de la OMS parecen haber sido diseñadas pensando en una clase media que es una fracción muy pequeña de la población mundial. ¿Qué significa la cuarentena para los trabajadores que ganan día a día para vivir día a día? ¿Se arriesgarán a desobedecer la
cuarentena para alimentar a su familia? ¿Cómo resolverán el conflicto entre el deber de alimentar a la familia y el deber de proteger su vida y la de ella? Morir de virus o morir de hambre, esa es la opción.

Trabajadores de la calle. Los trabajadores de la calle son un grupo específico de trabajadores precarios. Los vendedores ambulantes, para quienes el «negocio», es decir, la subsistencia, depende exclusivamente de la calle, de quiénes transitan en ella y de la decisión, siempre impredecible para el vendedor, de detenerse y comprar algo. Hace mucho tiempo que los vendedores viven en cuarentena, en la calle, pero en la calle con gente. El impedimento de trabajar para quienes venden en los mercados informales de las grandes ciudades significa que potencialmente millones de personas ni siquiera tendrán dinero para acudir a las instalaciones de salud si se enferman o para comprar desinfectante y jabón para manos. Los que tienen hambre no pueden darse el lujo de comprar jabón y agua a precios que están comenzando a sufrir el peso de la especulación. En otros contextos, los uberizados de la economía informal que entregan alimentos y pedidos a domicilio garantizan la cuarentena de muchos, pero por eso no pueden protegerse con ella. Su «negocio» aumentará tanto como su riesgo.

Los sin techo o población de calle. ¿Cómo será la cuarentena para aquellos que no tienen hogar? Personas sin hogar, que pasan las noches en viaductos, estaciones abandonadas de metro o tren, túneles de aguas pluviales o túneles de alcantarillado en tantas ciudades del mundo. En los Estados Unidos los llaman tunnel people. ¿Cómo será la cuarentena en los túneles? ¿No han estado toda su vida en cuarentena? ¿Se sentirán más libres que aquellos que ahora son obligados a vivir en casa? ¿La cuarentena verá una forma de justicia social?

Moradores en las periferias pobres de las ciudades, favelas, barriadas, slums, caniço, etc. Según datos de ONU Hábitat, 1,6 mil millones de personas no tienen una vivienda adecuada y el 25% de la población mundial vive en barrios informales sin infraestructura ni saneamiento básico, sin acceso a servicios públicos, con escasez de agua y electricidad. Viven en espacios pequeños donde se aglomeran familias numerosas. En resumen, habitan en la ciudad sin derecho a la ciudad, ya que, viviendo en espacios desurbanizados, no tienen acceso a las condiciones urbanas presupuestas por el derecho a la ciudad. Dado que muchos habitantes son trabajadores informales, se enfrentan a la cuarentena con las mismas dificultades mencionadas anteriormente. Pero además, dadas las condiciones de vivienda, ¿podrán cumplir con las normas de prevención recomendadas por la OMS? ¿Serán capaces de mantener la distancia interpersonal en los pequeños espacios de vivienda donde la privacidad es casi imposible? ¿Podrán lavarse las manos con frecuencia cuando la poca agua disponible se
debe guardar para beber y cocinar? ¿El confinamiento en una vivienda tan pequeña no tiene otros riesgos para la salud tan o más dramáticos que los causados por el virus? Muchos de estos barrios ahora están fuertemente vigilados y, a veces, sitiados por las fuerzas militares con el pretexto de combatir el crimen. ¿No es, después de todo, la cuarentena más dura para estas poblaciones? ¿Los jóvenes de las favelas de Río de Janeiro, a quienes la policía siempre les impidió ir a la playa de Copacabana el domingo para no molestar a los turistas, no sentirán que ya vivían en cuarentena? ¿Cuál es la diferencia entre la nueva cuarentena y la original que siempre ha sido su modo de vida?

En Mathare, uno de los suburbios de Nairobi, Kenia, 68.941 personas viven en un kilómetro cuadrado. Como en muchos contextos similares en el mundo, las familias comparten una habitación que también es cocina, dormitorio y sala de estar. ¿Cómo se les puede pedir autoaislamiento? ¿Es posible el autoaislamiento en un contexto de
heteroaislamiento permanente impuesto por el Estado? Cabe señalar que para los habitantes de las periferias pobres del mundo, la actual emergencia sanitaria se une a muchas otras emergencias. Según nos informan los compañeros y compañeras de Garganta Poderosa, uno de los movimientos sociales más notables en los barrios populares de América Latina, además de la emergencia de salud causada por la pandemia, los moradores enfrentan varias otras emergencias. Es el caso de la emergencia sanitaria resultante de otras epidemias aún no resueltas y la falta de atención médica. Este año ya se registraron 1.833 casos de dengue en Buenos Aires. Solo en la Villa 21, uno de los barrios pobres de Buenos Aires, hubo 214 casos. “Por coincidencia”, el 70% de la población en la Villa 21 no tiene agua potable. Este es también el caso de la emergencia alimentaria, porque hay hambre en los vecindarios y los modos comunitarios de superarlo (comedores populares, refrigerios) colapsan ante el dramático aumento de la demanda. Si las escuelas cierran, la comida escolar que garantiza la
supervivencia de los niños termina. Finalmente es el caso del surgimiento de la violencia doméstica, que es particularmente grave en los vecindarios, y el surgimiento permanente de la emergencia por la violencia policial y la estigmatización que conlleva.

Los ancianos. Este grupo, que es particularmente numeroso en el Norte global, es generalmente uno de los grupos más vulnerables, pero la vulnerabilidad no es indiscriminada. De hecho, la pandemia requiere que seamos más precisos sobre los conceptos que usamos. Después de todo, ¿quién es anciano? Según Garganta Poderosa, la diferencia en la esperanza de vida entre dos barrios de Buenos Aires (el barrio pobre de Zavaleta y el barrio exclusivo de Recoleta) es de unos veinte años. No es casual que los líderes comunitarios sean considerados de “edad madura” por la comunidad y “jóvenes líderes” por la sociedad en general.

Las condiciones de vida prevalecientes en el Norte global han llevado a que una gran parte de los ancianos se depositen (la palabra es dura, pero es lo que es) en hogares, casas de reposo, asilos. Dependiendo de sus posesiones propias o familiares, estos alojamientos pueden ir desde cajas fuertes de joyería de lujo hasta vertederos de desechos humanos. En tiempos normales, los ancianos comenzaron a vivir en estos alojamientos como espacios que garantizaban su seguridad. En principio, la cuarentena causada por la pandemia no debería afectar en gran medida su vida, dado que ya están en cuarentena permanente. ¿Qué sucederá cuando, debido a la propagación del virus, esta zona de seguridad se convierta en una zona de alto riesgo, como está sucediendo en Portugal y España? ¿Estarían más seguros si pudieran regresar a las casas donde vivieron toda su vida, en el improbable caso de que aún existan? ¿Los familiares que, por su propia conveniencia, los dejaron en asilos, no sentirán remordimiento por someter a sus ancianos a un riesgo que puede ser fatal? ¿Y los ancianos que viven en aislamiento no estarán ahora en mayor riesgo de morir sin que nadie se dé cuenta? Al menos, los ancianos que viven en los barrios más pobres del mundo pueden morir por la pandemia, pero no morirán sin que nadie se dé cuenta. También se debe agregar que, especialmente en el Sur global, las epidemias anteriores han significado que los ancianos tengan que prolongar su vida laboral. Por ejemplo, la epidemia del SIDA ha matado y sigue matando a padres jóvenes, dejando a los abuelos con la responsabilidad del hogar. Si los abuelos mueren, los niños corren un riesgo muy alto de desnutrición, hambre y, en última instancia, de muerte.

Los internados en campos de refugiados, inmigrantes indocumentados o poblaciones desplazadas internamente. Según cifras de la ONU, hay 70 millones. Son poblaciones que, en su mayor parte, viven en cuarentena permanente, y para las cuales la nueva cuarentena significa poco como regla de confinamiento. Pero los peligros que enfrentan si el virus se propaga entre ellos serán fatales e incluso más dramáticos que los que enfrentan las poblaciones de las periferias pobres. Por ejemplo, en Sudán del Sur, donde más de 1,6 millones de personas están desplazadas internamente, lleva horas, si no días, llegar a los centros de salud, y la principal causa de muerte a menudo se puede prevenir, causada por enfermedades que ya tienen remedios: malaria y diarrea. En el caso de los campos de refugiados a las puertas de Europa y de Estados Unidos, la cuarentena causada por el virus impone el deber ético humanitario de abrir las puertas de estos campos de internamiento siempre que no sea posible crear en ellos las condiciones mínimas de habitabilidad y seguridad exigidas por la pandemia.

Los discapacitados. Han sido víctimas de otra forma de dominación, además del capitalismo, el colonialismo y el patriarcado: el capacitismo. Se trata de cómo la sociedad los discrimina, no reconoce sus necesidades especiales, no les facilita el acceso a la movilidad ni las condiciones que les permitirían disfrutar de la sociedad como cualquier otra persona. De alguna manera, las limitaciones que la sociedad les impone hacen que se sientan viviendo en cuarentena permanente. ¿Cómo vivirán la nueva cuarentena, especialmente cuando dependen de quien tiene que romper la cuarentena para darles alguna ayuda? Como se han acostumbrado desde hace mucho tiempo a vivir en condiciones de cierto encierro, ¿ahora se sentirán más libres que los «no discapacitados» o más iguales en relación con ellos? ¿Verán tristemente alguna justicia social en la nueva cuarentena?

La lista de los que están al Sur de la cuarentena está lejos de ser exhaustiva. Basta pensar en los prisioneros y en las personas con problemas de salud mental, es decir, depresión. Pero el elenco seleccionado muestra que, al contrario de lo que transmiten los medios y las organizaciones internacionales, la cuarentena no solo hace más visible, sino que refuerza, la injusticia, la discriminación, la exclusión social y el sufrimiento injusto que causan. Resulta que tales asimetrías se vuelven más invisibles frente al pánico que afecta a los que no están acostumbrados al mismo. A la luz de las experiencias de estos grupos sociales durante la cuarentena, se hace particularmente evidente la necesidad de imaginar y concretar alternativas a los modos de vivir, de producir, de consumir y de convivir en estos primeros años del siglo XXI. De hecho, la pandemia y la cuarentena revelan cruelmente que las alternativas son posibles y que las sociedades se adaptan a las nuevas formas de vida cuando esto es necesario y sentido como correspondiente al bien común.

—————————–

Artículo enviado a Other News por el autor el 05.04.2020 . Traducción de Antoni Aguiló y José Luis Exeni Rodríguez

——————————–

*Académico portugués. Doctor en sociología, catedrático de la Facultad de Economía y Director del Centro de Estudios Sociales de la Universidad de Coímbra (Portugal). Profesor distinguido de la Universidad de Wisconsin-Madison (EE.UU) y de diversos establecimientos académicos del mundo. Es uno de los científicos sociales e investigadores más importantes del mundo en el área de la sociología jurídica y es uno de los fundadores y principales dinamizadores del Foro Social Mundial.

Tomado de http://www.other-news.info/noticias/

Maduro ordena toque de queda en Ureña y San Antonio del Táchira; Último reporte: 165 contagios de COVID-19 en Venezuela. Venezolanos varados en EEUU viajarán a Toluca, México, para abordar vuelos de Conviasa hacia Venezuela


Durante el último reporte del Ministro de Comunicación, Jorge Rodríguez, hace un par de horas, se informó de seis nuevos contagios de Covid-19. Tres hombres y tres mujeres, subiendo a 165 los casos de COVID-19.

Dijo el funcionario que dos corresponden al estado Táchira; uno en Trujillo (de un mismo grupo familiar); dos en La Guaira; uno en Distrito Capital (Caracas).

Precisó que dos provienen de Colombia, uno de Perú y tres se presume que son contagios comunitarios. Hay que tener cuidado con este tipo de casos porque no habría relación con viajeros de zonas con alta contaminación, advirtió el funcionario. Los casos comunitarios, según dijo, se previenen con la cuarentena y con el uso del tapaboca.

Uno de los pacientes es un hombre de 46 años,  presentó fiebre e insuficiencia respiratoria. Ingresó a un centro privado pero está siendo monitoreado por las autoridades de salud.

El foco principal de la enfermedad es el centro del país con 60 casos en el estado Miranda. Por sexo: 86% masculinos; 79% femeninos. Por edades: entre los 20 y 50 años de edad…Un joven que se contagia puede afectar a su madre, o abuelos y por eso hay que sostener la cuarentena.

coroo

Toque de queda en la frontera colombo-venezolana

Otro de los casos es un joven de 16 años, que ingresó por la frontera con Colombia, específicamente a través del Puente Internacional Simón Bolívar. Se encuentra en cuarentena, en el proceso que se ha establecido en esa zona en las localidades de Ureña y San Antonio.

El Ministro de Comunicación informó que todas las personas que ingresen desde Cúcuta a territorio venezolano, por ese Puente serán bien recibidas pero deben pasar primero por las pruebas diagnósticas de COVID-19 y están obligados a cumplir cuarentena de 14 días.

Denunció que paramiltares y mercenarios están intentando “colarse” a Venezuela aprovechando el operativo de recibimiento de los venezolanos que están regresando. A cada persona se le captura la huella dactilar con el archivo integrado de Interpol y del sistema integrado de policía. Rodríguez dijo que capturaron a tres paramilitares y a un mercenario del grupo de Clíver Alcalá. Oportunamente se informará más ampliamente de esta situación.

Para evitar este tipo de problemas, el presidente Nicolás Maduro ha decidido imponer toque de queda en los municipios Simón Bolívar (San Antonio del Táchira) y Pedro María Ureña, desde las 4 de la tarde hasta las 10 de la mañana del día siguiente y este lunes desde las 8 de la noche y hasta las 10 de la mañana de mañana martes.

El horario de ingreso al país desde Cúcuta será, entonces, desde las 10 de la mañana hasta las 4 de la tarde. Al entrar se seguirá el siguiente proceso: captu de la huella dactilar; pruebas de anticuerpos en sangre de COVID-19; cuarentena por 14 días y luego podrán ir a su destino final. “No queremos que entren indeseables, paramilitares,  mercenarios, violentos etc”.

EEUU autorizó

Para este jueves 9 de abril, EEUU, mediante su embajada en Colombia, dio licencia para que una lista de venezolanos que están en EEUU, se desplacen a Toluca, México, para poderlos traer a Venezuela en vuelos de Conviasa.